Hola.

Mi nombre Julián y este es mi blog. En algún momento el blog fue más amplio, pero de eso ya fueron 10 años.  

Aconteceres de Aeropuerto

Son las 6:56 Central Standard Time, estoy en el Aeropuerto de Chicago (O'Hare) y el vuelo -naturalmente- está atrasado. Por las ventanas de la sala de espera se ve la pista, cubierta por el manto blanco de la nieve,  el cielo desde el vuelo que me trajo de Orlando acá está gris y tupido. En fin Chicago está sumido en las tinieblas del invierno.

La sala de espera K5 de la cual mi avión debería haber partido a las 7:30 p.m, está llena de pasajeros cansados por anticipado, a pesar de la relativa comodidad de los asientos, las voces megafónicas del personal de American son capaces de producir un coro de suspiros, de melancólicas miradas a la nieve y a la oscuridad y hay algún que otro insulto en alemán murmurado. El vuelo ha sido -progresivamente- atrasado hasta las 8:45 p.m. y sospecho que aun se puede prolongar más.

La sala de espera incluso ha sido reasignada, o más ante la cada vez más distante hora de abordaje de mi vuelo, decidieron incluir el abordaje de otro avión. Además de los que esperamos el vuelo a Frankfurt, ahora la sala de espera ha sido invadida por los pasajeros que esperan abordar el vuelo a Paris: el resultado natural es un hacinamiento que a más de un claustrofóbico le deparará pesadillas.

En fin estoy aquí, aburrido. Y cansado. Han sido muchas las horas en el aeropuerto luego los retrasos, asientos cómodos e incómodos y como broche de oro el blanco y deprimente paisaje del Midwest, tan lleno de nieve, tan frío. Todo un augurio de lo que no quiero sentir.

Por tanto me trato de divertir observando a los demás pasajeros, descubrir algún tipo de rareza que me dibuje una sonrisa, o al menos me permita hacer un comentario cínico al respecto. Cada aeropuerto ha tenido lo suyo.

Aconteceres en el Juansa:

  • En Seguridad siempre vigilan más al hombre negro. Inevitable.
  • Siempre hay un turista europeo tratando de convencer a la gente de seguridad que no les revisen algún artículo. ("Coño, que la cámara no puede pasar por los rayos 'x' porque le daña los píxeles")
  • Siempre hay una extraña música en vivo a la que nadie le presta atención.

Aconteceres en Miami:

  • En Migración hay que contar la historia de vida. Narrar los eventos que han confluido para llevarme a EE.UU.
  • El personal de servicio es casi todo latino-gringo y como tales destruyen el idioma. ("My amor, todo ok?"). Además de una cierta hipocresía idomática.

Aconteceres en Orlando:

  • El Aeropuerto está invadido por familias obesas y llenas de niños.
  • Existen pasajeros tontos, irresponsables y exigentes (todo al mismo tiempo). (Llegan al aeropuerto cuarenta minutos antes del vuelo, creyendo poder pedir un upgrade de clase, y sin entender las instrucciones del personal).

Aconteceres en Chicago:

  • La gente no entiende cuando les dicen que solo están abordando el vuelo a París. No a Frankfurt.
  • No hay mirada más triste que las de los pasajeros que ven como todos los demás vuelos se van menos el de ellos.

Creo que aun tengo tiempo de coleccionar más 'Momentos Kodak' en diferentes aeropuertos, y aquí en Chicago la aventura aun no termina. Con un bostezo, y con una triste mirada hacia el avión fuera de mi gate que no es el mío. Dejo de escribir.

The Day The Tube Stood Still

La Lógica De Los Sueños